¿Y por qué esta historia?

24 Jul

imagesEspaña, año 2009 (aprox.): todos tenemos Facebook, Twitter y demás redes sociales, las usamos y, además, nos gustan. El paro comienza a subir (igual que la crisis), los medios de comunicación tradicionales pierden fuelle, y las empresas necesitan nuevas vías para llegar a su público. Al mismo tiempo se oye, se comenta, que ahí fuera hay jóvenes modernos haciendo modernas estrategias de marketing online…

Y así fue como el boom estalló y la demanda de community managers se extendió como los piojos en el cole cuando los lleva el primer niño: imparable, a saltos, sin orden ni concierto y haciendo que más de uno se rascara la cabeza pensando cómo demonios adaptarse al nuevo mercado. Las redes sociales habían eclosionado y se hacía necesario cubrir el hueco profesional que quedaba en lo referente a estrategias de marca, publicidad y contenido en nuevos medios online. La necesidad era real, como real era la ausencia de profesionales formados específicamente en este terreno. El Social Media se puso de moda… y hasta hoy.

Ahora nos encontramos con un panorama divertido: empresas que no saben para qué contratan a un community manager pero que sienten que lo necesitan, community managers que no saben qué necesita la empresa y tampoco tienen las herramientas (o habilidades) para averiguarlo, una moda imparable (por ahora) y millones de entidades ofreciendo formación a todos los precios –incluso gratis, ya hablaremos de ello- y para todos los públicos. En esta situación, ¿quién marca el límite? ¿Qué es un community manager? ¿Para qué sirve? ¿Es necesario? ¿Es tan necesario?

¿Hace falta una formación previa específica para ser Community Manager? No. ¿Hacen falta habilidades especiales? Sí, por supuesto.

Empecemos por el principio… ¿qué hace falta para ser community manager? Te haces esta pregunta, se la haces a Google, y la cantidad de respuestas que encuentras es tan abrumadora como su ambigüedad: encontrarás quien te diga que es la nueva forma de hacer lo que antes era comunicación corporativa y que, por lo tanto, es para periodistas; habrá quien asegure que es un campo reservado para los expertos en marketing; hay también quienes afirman que es un profesión sólo apta para quienes estén dispuestos a actualizarse cada día “leyéndose el internet entero”…

Todo esto es verdad y es mentira. ¿Hace falta una formación previa específica para ser Community Manager? No. ¿Hacen falta habilidades especiales? Sí, por supuesto, y aunque es de esperar que quienes tienen una determinada trayectoria profesional tengan estas habilidades más desarrolladas que otros, cualquiera a priori puede intentar –OJO, intentar, no conseguir- ser community. Entonces, ¿puede hacerlo cualquiera? No, y, de hecho, huye de los cursos que te aseguren lo contrario, porque, aunque sean gratis, estarán intentando timarte. Sí, sí, timarte. Todos podemos dibujar, todos podemos cantar y todos podemos operar a corazón abierto pero, desde luego, no todos podemos hacerlo bien. Por el mismo motivo, no todos podemos ser buenos community managers.

En estos meses buscando el curso más apropiado, mejor, más bonito, más barato y más de todo lo bueno, he encontrado infinidad de páginas que afirman que un community puede ser cualquiera. Nada más lejos de la realidad: hace falta saber comunicar, hace falta dominar el lenguaje, hace falta tener empatía, hace falta tener una gran capacidad de adaptación, hace falta tener sentido común, hace falta ser creativo y, sobre todo y ante todo, hace falta tener visión comercial. Que sí, que son requisitos el ser paciente, simpático, el más guapo de tu bloque y saber usar el facebook, pero si no sabes escribir, si no eres capaz de comunicar lo que quieres en el tono que quieres, si no sabes aprovechar el feedback de tu comunidad para aumentar las ventas de tu producto (o lo que sea que pretendas) mejor que no sigas. Si, como yo, decides continuar… ¡Prepárate!

Anuncios

2 comentarios to “¿Y por qué esta historia?”

  1. Elizabeth Ferrer 25 julio, 2013 a 12:12 am #

    Ser estratégico es la palabra.

    • esterbesocial 19 septiembre, 2013 a 11:10 pm #

      Tienes razón, tener clara la estrategia y saber qué se quiere comunicar y por qué ayudan mucho en el camino.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: