Qué incluir en un plan de comunicación

15 Oct

Una vez que tenemos claro qué dimensiones debe abarcar nuestro plan de comunicación, muchas veces nos surgen dudas a la hora de definir los elementos que deben formar parte del mismo. A modo de recopilatorio, considero que los siguientes puntos deben estar siempre incluidos:

info_plancomunicacion

Si queremos añadir una descripción más pormenorizada de cada uno de los puntos, podríamos decir que consisten en lo siguiente:

  • Análisis: el estudio del entorno en el que vamos a aplicar nuestro plan de comunicación debe incluir elementos tanto externos como internos. Podemos ayudarnos de un análisis DAFO (Debilidades – Amenazas – Fortalezas – Oportunidades).
  • Antecedentes: debemos analizar toda la información que poseamos de la empresa (la que sea susceptible de influir en la comunicación, se entiende).
  • Objetivos: como es lógico, uno de los puntos básicos. Se trata de analizar y definir lo que queremos conseguir. Deberíamos ser capaces de describirlos, delimitarlos, estructurarlos, cuantificarlos y medirlos… aunque lo más importante es que deberíamos ser capaces de CUMPLIRLOS. Be honest, my friend.
  • Público objetivo: como con los objetivos, debemos determinar punto por punto a quién vamos a dirigir la comunicación. Esto nos ayudará a definir un mensaje y estrategia efectivos.
  • Mensaje: qué queremos comunicar, cómo queremos hacerlo, qué queremos que entienda nuestro público, y por qué. Como somos dueños de nuestros silencios (y esclavos de nuestras palabras) no está de más determinar en qué aplicaremos el silencio.  Es decir, tenemos que definir no sólo lo que queremos que asocien con nosotros sino también aquello con lo que no queremos que nos identifiquen. Saber lo que queremos evitar suele ayudarnos a la hora de conectar conceptos e ideas.
  • Estrategia: con todo lo anterior, deberíamos poder elaborar una estrategia de comunicación que nos ayude a difundir el mensaje deseado, al público que hemos delimitado, para cumplir los objetivos que nos hemos propuesto.
  • Acciones: se trata de que todo siga un hilo conductor. ¿Qué acciones queremos llevar a cabo? Según nuestros objetivos y nuestra estrategia, ¿qué es lo más adecuado? Dependiendo de esto, decidiremos si decantarnos por una estrategia tradicional con sus desayunos de prensa y eventos corporativos, si haremos una presentación en tal o cual sitio, o si nos atreveremos con algo más “desenfadado” como, por ejemplo, una acción de marketing de guerrilla.
  • Cronograma: lo único complicado que tiene este punto es cumplirlo. Sin más.
  • Presupuesto
  • Control y seguimiento: tan importante como diseñar la estrategia es determinar si nuestras acciones están funcionando como queremos o no. De ahí la importancia de seguir un control exhaustivo del alcance de nuestra estrategia.
  • Indicadores: para determinar el grado de satisfacción con nuestras acciones, deberemos haber previsto qué tipo de indicadores nos hablarán de los resultados. Pueden ser indicadores:

De realización física: grado real de cumplimiento de las acciones

De realización financiera: qué presupuesto real ha sido ejecutado sobre el presupuesto destinado.

De impacto: mide el número real (estimado, por lo general) de personas a las que hemos alcanzado.

De resultados alcanzados

Y tú, ¿Sueles incluir algo más en tu plan de comunicación?

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: